CLÁSICOS del ROCK!

Revista digital para amantes del rock clásico

THE ALLMAN BROTHERS BAND

Posted by siganmelosbuenos en enero 17, 2008

 

 
Laureados en el Rock and Roll Hall of Fame como los “principales arquitectos” del llamado rock sureño, The Allman Brothers Band fueron sin embargo mucho más que eso; su elegante e impecable mezcla de rock psicodélico, blues, country y jazz y sus memorables directos la convierten en una de las referencias imprescindibles de la música rock de los años 70. Formada en 1969 en Florida, ni siquiera la pérdida de su extraordinario guitarrista Duane Allman dos años después impidió que siguieran ofreciendo álbumes de notable factura, idolatrados por millones de fans.  

 The Allman Brothers Band se formó en el otoño de 1969 en la ciudad sureña de Jacksonville (Florida), en torno a los hermanos Gregg y Duane Allman que, a pesar de su juventud, habían dado ya sus primeros pasos en el mundo musical desde mediados de los años 60. Howard Duane Allman (1946) y Gregory Lenoir Allman (1947) nacieron en la ciudad de Nashville (Tenessee), capital del country norteamericano, aunque pasaron algún tiempo de niños en Norfolk (Virginia), ciudad en la que sufrieron el asesinato en un atraco de su padre, sargento del Ejército americano, cuando apenas tenían dos y tres años. Tras volver a Nashville, la familia Allman se trasladó finalmente en 1957 a Daytona Beach, en el estado de Florida. Ya en el instituto, Gregg enseñó a tocar la guitarra a su hermano Duane y desde principios de los años 60 ambos comenzaron a tocar juntos en distintos grupos juveniles de su localidad. Aunque los patrones musicales que imperaban entonces entre la juventud americana eran los que marcaban los grupos de la British Invasion, las raíces más profundas de los hermanos Allman estaban en el blues y soul de su país, sobre todo después de que asistieran a un concierto del gran B.B.King. También clásicos como Chuck Berry y el jazz de Miles Davis o John Coltrane se contaban entre sus favoritos.

La primera banda profesional  de Gregg y Duane fue The Escorts, a la que siguió The Allman Joys, con la que giraron por el sureste del país y llegaron hasta Nashville, donde después de una fallida audición para Columbia Records publicaron en 1966 un sencillo con la canción Spoonful de Howling Wolf para el sello Dial Records. Seguidamente, grabaron un buen número de versiones de grupos británicos como The Beatles, The Rolling Stones, The Yardbirds y de artistas de soul americano, aunque estos registros no llegaron a publicarse (aparecieron posteriormente en el disco Early Allman: Featuring Duane and Gregg Allman, de 1973). El grupo se separó en 1967, aunque los hermanos Allman siguieron utilizando algún tiempo el nombre de The Allman Joys tras incorporar a la formación al baterista Johnny Sandlin y al teclista Paul Hornsby, con los que se trasladaron a California después de que el manager de The Nitty Gritty Dirt Band les arreglase un contrato con el sello Liberty Records de Los Angeles.

allmanjoyskneelingsm.jpg

The Allman Joys

Sin embargo, a poco de llegar a la ciudad californiana los hermanos Allman volvieron a cambiar de compañeros creando The Allman Act, aunque finalmente la discográfica Liberty les bautizó con el nombre definitivo de Hour Glass. Además de tocar frecuentemente en garitos muy conocidos de la ciudad como Whiskey a Go Go, Fillmore West o Troubadour, en los que telonearon incluso a grupos como The Doors o Buffalo Springfield, la banda Hour Glass liderada por los hermanos Allman publicó en octubre de 1967 su álbum de presentación: HOUR GLASS. Los productores de Liberty se centraron en la grabación en el potencial de Gregg Allman como cantante de soul y recargaron los arreglos musicales y las melodías más pop, con lo que la prometedora guitarra de Duane, admirador de Jeff Beck o Eric Clapton, no tuvo apenas cancha para el lucimiento y el hermano pequeño quedó absolutamente defraudado con el resultado final de su debut discográfico. Aunque el repertorio del disco esta compuesto principalmente de versiones, encontramos en este álbum la primera composición publicada por Gregg Allman, Got to Get Away.

En el segundo álbum de la banda con Liberty, que se tituló POWER OF LOVE y fue publicado en marzo de 1968, la mayoría de las canciones estaban firmadas por Gregg Allman y el grupo consiguió una mayor independencia musical, presentando un sonido más cercano al rythm and blues que les gustaba. Además, se incluyó una interesante versión del Norwegian Wood de los Beatles en la que Duane se atrevió a tocar el sitar. Pero a pesar de la calidad del disco y de que el texto de presentación fuera escrito nada menos que por Neil Young, Power of Love tampoco consiguió mucha repercusión y poco después Liberty rechazó las nuevas maquetas del grupo para un tercer disco que habían grabado en los estudios FAME de Muscle Shoals. Duane Allman se negó entonces a seguir transigiendo con el sonido comercial que se les imponía y decidió abandonar el barco para desarrollar libremente la música blues-rock que le pedía el cuerpo. Como consecuencia de ello, Hour Glass se disolvieron y los hermanos Allman regresaron a Florida, alternando una temporada con el grupo de su amigo Berry Oakley, 31th of February.

hourglass1.jpg

El disco Power of Love de Hour Glass

Poco después, Duane recibió una oferta para trabajar como músico de sesión en los FAME Studios de Muscle Shoals (Alabama), donde habían grabado sus discos y donde trabajaban ahora como productores sus ex-compañeros de Hour Glass, mientras Liberty ofrecía a Gregg Allman iniciar su carrera en solitario. De este modo, desde finales de 1968 Duane Allman se ganó una sólida reputación por su trabajo para FAME y después para el sello Atlantic, tras ser fichado por Jerry Wexler, y dejó el sello de su guitarra en canciones de grandes del soul, blues y jazz americano como Wilson Pickett, Aretha Franklyn, Clarence Carter, King Curtis, Otis Rush, Percy Sledge, Johnny Jenkins, Boz Scaggs, Herbie Mann o Delaney and Bonnie. Su espectacular actuación en la versión de Wilson Pickett del tema Hey Jude de los Beatles dejó patidifuso al mismísimo Eric Clapton, que más tarde le invitaría a grabar junto a su superbanda Derek and the Dominos el mítico disco Layla and Other Assorted Love Songs (1970). En esta época, fue además cuando Duane recibió el apodo de “Skydog”, uniendo el “Skyman” con el que le bautizó Wilson Pickett por sus vuelos con la guitarra y el jocoso “Dog” con el que le conocían sus amigos por su cara, bigotes y melenas como los de un perro pachón.

allman_d1.jpg

Duane Allman tocando la guitarra slide

En cualquier caso, Duane Allman se sentía constreñido por sus limitaciones artísticas como músico de sesión y pronto alternó con otros instrumentistas de su círculo de amigos para tocar en jams improvisadas. Así se formaría el germen de The Allman Brothers en la ciudad de Jacksonville (Florida), con la reunión habitual de Duane Allman con los bateristas Jai Johannie Jaimoe Johanson (John Lee Johnson,1943) y Butch Trucks (Claude Hudson Trucks,1947) y dos de los miembros del grupo The Second Coming, el bajista Berry Oakley (Raymond Berry Oakley III,1948) y el guitarrista Dickey Betts (Forrest Richard Betts,1943). Tras varias satisfactorias sesiones musicales, en las que también participó durante algún tiempo el teclista Reese Wynans, la formación de la nueva banda se completó con la llegada de Gregg Allman, que al no funcionar su lanzamiento solista en Liberty respondió a la llamada de su hermano Duane y se incorporó como cantante del grupo. Así, en marzo de 1969 nacía oficialmente The Allman Brothers Band, una elenco de notables músicos amantes del blues-rock y la música tradicional americana que presentaba una innovadora propuesta musical con la presencia de dos guitarras solistas (Duane y Betts) y dos bateristas (Jaimoe y Trucks).

 gregg_allman_laid_back1.jpg

Dibujo de Gregg Allman en su primer disco en solitario (Laid Back, 1973)

En meses siguientes, The Allman Brothers se rodaron con gran éxito por los estados de Florida y Georgia, para iniciar poco después la grabación de su primer álbum para el sello Capricorn Records,recién creado por el antiguo manager de Otis Redding, Phil Walden. El homónimo THE ALLMAN BROTHERS BAND salió a la calle en noviembre de 1969, aunque apenas tuvo repercusión en las listas de ventas, a pesar de ser un más que sólido álbum de blues-rock guitarrero al estilo de los británicos Cream, pero con las raíces auténticamente americanas de sus miembros. Aunque Duane Allman ejercía por entonces como líder de la banda, su hermano Gregg asumió las tareas de compositor y firmó todas las canciones de este disco, que interpretaba con una poderosa y desgarrada voz cercana a los artistas de soul. Especialmente destacada fue la épica Whipping Post, una potente demostración de las posibilidades musicales e instrumentales de The Allman Brothers Band, que se vería corroborada con sus memorables actuaciones en directo, en la que extendían cada una de las canciones en largas improvisaciones al estilo jazzístico que a pesar de su extensión no cansaban ni dejaban de asombrar en ningún momento.

imagescai6b9qu.jpg

The Allman Brothers Band (1969)

Sin vender todavía demasiados discos, la reputación de la banda fue grande entre los aficionados y críticos musicales desde un principio, sobre todo en los estados sureños, y los pilares de su fama se asentaron firmemente con el segundo disco, IDLEWILD SOUTH, que apareció en septiembre de 1970. Grabado en los estudios de Capricorn Records en Macon (Georgia) y producido por el legendario Tom Dowd, Idlewild South mostró un sonido más sereno y elaborado que el rabioso blues-rock del álbum de debut. Además de los elegantes y agradables temas de Gregg Allman, entre ellas la famosa Midnight Rider, este segundo registro contó con la brillante presentación del guitarrista Dickey Betts como compositor, que firmó Revival, un alegato pacifista a ritmo de gospel con coros incluidos, y el extraordinario tema instrumental In Memory of Elisabeth Reed, su particular homenaje al músico de jazz Miles Davis.

allmanbrothersband-idlewildsouth-frontal.jpg 

Idlewild South (1970)

Las ventas del disco Idlewild South fueron por fin bastante buenas, pero la definitiva consagración de The Allman Brothers Band como uno de los grupos más grandes del rock americano de la época llegó meses después con la publicación en julio de 1971 de su álbum doble en directo AT THE FILLMORE EAST, una selección de sus actuaciones de los días 12 y 13 de marzo de ese año en la mítica sala neoyorkina. La perfecta interactuación de la guitarra slide de Duane Allman (que había empezado a tocar con un tubo de pastillas tras presenciar un concierto de Taj Mahal) y la de su partenaire Dickey Betts junto con el órgano Hammond y la inigualable voz de Gregg Allman y el potente respaldo de la base rítmica del bajista Berry Oakley y los dos bateristas Jaimoe y Trucks tuvieron por fin su reflejo fiel en este álbum en directo, considerado uno de los mejores de la historia del rock. En estos registros, se puede disfrutar de un auténtico festival de guitarra slide y solista a cargo de Duane Allman, que dio todo en cada uno de los extensos temas.

En definitiva, la brillante mezcla de blues, rock, country, jazz y soul de las composiciones e interpretaciones de The Allman Brothers Band establecieron a partir de entonces los cimientos del llamado rock sureño, alumbrando el nacimiento de nuevas bandas seguidoras del estilo como The Marshall Tucker Band, Molly Hatchet, The Outlaws o Lynyrd Skynyrd, que unían la fiera y arrogante presencia de los cowboys sureños con las melenas y actitudes pacifistas y libertarias de la época. Desgraciadamente, cuando At the Fillmore East alcanzaba la categoría de disco de oro se produjo a finales del mes de octubre de 1971 la repentina muerte de Duane Allman en un trágico accidente de moto tras chocar contra un camión, cuando contaba tan sólo con 24 años. El fallecimiento del guitarrista causó auténtica conmoción entre los artistas americanos de rock, algunos de los cuales rendirían homenaje a su colega en sus discos, como fue el caso de Lynyrd Skynyrd, que le dedicó su canción Free Bird.

allman1.jpg

El mítico disco en directo At the Fillmore East (1971)

El terrible golpe de la pérdida de Duane (listado por la revista Rolling Stone años después como el número 2 de los mejores guitarristas de la Historia, sólo por detrás de Jimi Hendrix) no supuso sin embargo el fin de la banda, que continuó su trayectoria musical con Dickey Betts asumiendo un mayor protagonismo en las guitarras y como compositor. Las últimas aportaciones de Duane Allman en The Allman Brothers Band se aprovecharon no obstante para el siguiente álbum, el doble EAT A PEACH publicado en abril de 1972, que incluyó tres temas descartados de las grabaciones realizadas en The Fillmore East, entre ellos la monumental jam instrumental de 33 minutos Mountain Jam y la magnífica versión de One Way Out de Elmore James, además de la deliciosa composición para guitarra acústica de Duane Little Martha. Muchos años después, se rescatarían las grabaciones completas de los conciertos en el Fillmore East en los discos The Fillmore Concerts y At the Fillmore East (De Luxe Edition), como también han aparecido recientemente varias grabaciones de directos de la banda con la participación de Duane Allman en los primeros años 70. Además de las canciones en vivo mencionadas, Eat a Peach presenta seis temas de estudio, con excelentes aportaciones tanto de Gregg Allman (la balada Melissa o el el blues Ain´t Wasting Time no More) como de Dickey Betts (el nuevo instrumental jazzístico Les Brers in A minor o el country Blue Sky) para completar un magnífico álbum que mantuvo el éxito y las ventas del grupo.

eatapeach1.jpg

Eat a Peach (1972)

Mientras tanto, durante los conciertos del año 1972 se incorporó al grupo el joven pianista Chuck Leavell (1952), que participaría en la grabación del siguiente álbum, BROTHERS AND SISTERS, producido en esta ocasión por Johnny Sandlin, que había tocado la batería con los hermanos Allman en The Hour Glass. En noviembre de ese año, sin embargo, la desgracia volvió a golpear a The Allman Brothers Band, al fallecer el bajista Berry Oakley, de forma casi idéntica a la de su compañero Duane, en un accidente de moto ocurrido para colmo también en las calles de Macon. Para sustituirle en el grupo, se contrató entonces al bajista Lamar Williams (1949-1983), ex-compañero musical del baterista Jaimoe y veterano del Vietnam, que se encargó de completar la labor de Oakley en las grabaciones de Brothers and Sisters, publicado en agosto de 1973, después de que el sello Atco reeditara a principios de ese año los dos primeros albumes de estudio de The Allman Brothers Band en un disco doble titulado BEGINNINGS. Un mes antes, el grupo había actuado además en un memorable concierto en Nueva York ante 600.000 personas, compartiendo cartel con The Band y The Grateful Dead. Con Brothers and Sisters, The Allman Brothers Band consiguieron por fin llegar al número 1 de las listas de ventas, favorecidos por un sonido country más digerible para el público general, en el que los teclados de Leavell sustituyeron a los solos de Duane Allman.

Dickey Betts aportó en esta ocasión cuatro de los siete temas (firmando a partir de entonces con su nombre original Richard Betts), entre ellos su instrumental Jessica y los exitosos Southbound y, sobre todo, Rambling Man, que llegó al número 2 de las listas de sencillos en Estados Unidos. Pero a pesar de que el título del álbum aludiera a la hermandad entre hombres y mujeres de cualquier raza o condición, la luchas internas entre Allman y Betts comenzaron a acentuarse a partir de este álbum. Para liberar sus frustraciones artísticas, ambos trabajaron por separado en sus primeros discos en solitario, por lo que la actividad en estudio de The Allman Brothers Band quedó algo abandonada durante los meses siguientes. Así, a finales de 1973 apareció el disco Laid Back de Gregg Allman, y en 1974 Dickey Betts sacaba a la venta Highway Call; las dos grabaciones con muy buenas críticas. Allman inició no obstante en esta época una deriva personal bastante notable, motivada por el abusivo consumo de drogas y alcohol y su matrimonio con la cantante Cher, que le arrastró al peligroso mundo del star-system californiano.

 brothersandsisters_3001.jpgdickeybetts1.jpg

El disco Brothers and Sisters (1973) y el guitarrista Dickey Betts

Sin embargo, a pesar de los conflictos internos y del abuso de drogas de la banda durante las largas giras, en octubre de 1975 salía por fin el quinto álbum de estudio de The Allman Brothers Band, WIN, LOSE OR DRAW, que sería eso sí el último publicado antes de su primera separación. Gregg Allman grabó sus interpretaciones vocales en los estudios Record Plant de la ciudad de Los Angeles (California), mientras el resto del grupo completaba las canciones en los estudios de Capricorn en Macon (Georgia). Para complicar más las cosas, los baterías Jaimoe y Trucks desaparecieron una temporada y fueron sustituidos en algunas canciones por el productor Johnny Sandlin y el baterista Bill Stewart. De modo que, con tanta desgana en la grabación y el bajón en la composición de Allman y Betts, el resultado del nuevo disco fue claramente decepcionante aunque, gracias al prestigio del grupo, llegó al número 5 de las listas de ventas.

imagescaq7qv1x.jpg

Win, Lose or Draw (1975)

La ruptura era en cualquier caso inevitable, y finalmente se desencadenó cuando Gregg Allman se vio envuelto en un caso de tráfico de drogas e inculpó en el juicio al guardaespaldas y tour manager del grupo, John Herring, para librarse de la cárcel. El resto de miembros montaron en cólera por esta traición a su amigo y juraron no volver a tocar con Allman nunca más. A partir de entonces, Jaimoe, Leavell y Williams abandonaron la banda para formar Sea Level, mientras Betts se centraba definitivamente en su carrera en solitario. Mientras tanto, y para paliar la separación de The Allman Brothers Band en 1976, el sello Capricorn publicó el recopilatorio THE ROAD GOES ON FOREVER y el doble álbum en directo WIPE THE WINDOWS, CHECK THE OIL, DOLLAR GAS, que recogía grabaciones de distintos conciertos celebrados por la banda entre 1972 y 1975, con algunas interpretaciones interesantes, pero un sonido no del todo bueno.

 imagescayf7tdu.jpgtheroadgoesonforever1.jpg

El directo Wipe the Window, Check the Oil, Dollar Gas (1976) y el recopilatorio The Road Goes On Forever (1976)

A pesar de sus aparentemente irreconciliables diferencias, el tiempo apaciguó los ánimos y en 1978 Allman, Betts, Trucks y Jaimoe se volvieron a reunir para resucitar The Allman Brothers Band. Leavell y Williams decidieron no obstante continuar con su nueva banda y fueron reemplazados por el guitarrista Dan Toler (regresando al formato original de dos guitarras solistas) y el bajista David Goldflies. Con esta formación se publicó en 1979 ENLIGHTENED ROGUES, un disco que presentaba un sonido más rockero que los últimos álbumes de la banda, pero con un estilo ya superado a las puertas de la década de los 80. Para colmo, en 1979 Capricorn Records quebró (pasando todo su catálogo a manos de Polygram Records) y The Allman Brothers Band firmó entonces con el sello Arista. Con su nueva compañía, la renacida banda publicó dos nuevos pero discretos discos: REACH FOR THE SKY en 1980 y BROTHERS OF THE ROAD en 1981, en el que el baterista Jaimoe Johanson fue sustituido por David Toler. Por causa del discreto resultado, la formación volvió a separarse al año siguiente y sus miembros se dedicaron a proyectos diversos.

 enlightened_rogues1.jpgabbreachforthesky1.jpgbrothersoftheroad1.jpg

La segunda etapa: Enlightened Rogues (1979), Reach for the Sky (1980) y Brothers of the Road (1981)

En 1989, se produjo una segunda reunificación de la banda, con la participación de nuevo de Jaimoe junto a Allman, Betts y Trucks para acometer la gira 20th Anniversary Tour y promocionar la caja recopilatoria DREAMS, que incluía grabacionesde los primeros grupos de los hermanos Allman. Para esta nueva etapa se ficharon tres músicos nuevos, que participaron además en la grabación de un nuevo álbum: el guitarrista Warren Haynes, el bajista Allen Woody y el teclista Johnny Neel. Con ellos se inició una etapa mucho más brillante que la anterior, en la que se registraron numerosos discos de estudio (Seven Turns, Shades of Two Worlds, Where it All Begins y Hitting the Note) y en directo (An Evening with the Allman Brothers Band, Peaking at the Beacon, One Way Out) que obtuvieron notables ventas y entusiastas críticas, aunque Dickey Betts tuvo que ser apartado del grupo en el año 2000. Papel importante en este resurgimiento del sonido original de The Allman Brothers Band hay que concedérselo al fantástico guitarrista y compositor Warren Haynes, que paralelamente formó la también estupenda banda Gov´t Mule.

  allmansdreamscover1.jpgimagesca36q2co.jpg

Portada de la caja Dreams y el primer disco de la tercera etapa, Seven Turns (1990)

Aquí tenéis un video de The Allman Brothers Band en su actuación en el Fillmore East

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: